Dejó carrera de maestra en escuela cristiana y se convirtió en actriz porno. Imágenes son un pecado

Por años se desempeñó como maestra de kinder en una escuela cristiana en la ciudad de Los Ángeles, en Estados Unidos. Además de profesar la religión en sus aulas de clase, Blair Williams llevaba una vida devota al vivir con sus padres. Pero todo cambió de la noche a la mañana, cuando decidió dejar atrás la vida que llevaba  y renunciar a su carrera de maestra.

El drástico cambio de vida afectó tanto a sus ex empleadores, como a sus padres, especialmente a su madre, quien le aseguró que nunca será vista de igual forma por la sociedad, a pesar de que tenga un título universitario. Williams, quien sigue manifestando que es la misma persona de antes, tomó la decisión de convertirse en estrella porno y recibir dinero por mantener relaciones sexuales con extraños frente a una cámara.

“Aún me siento como la misma chica que trabajó en la iglesia; aún tengo las mismas ideas y valores, sólo que ahora tengo sexo con gente frente a una cámara por dinero”.

I wish I could eat my own cookie

A post shared by Blair Williams (@godblessblair) on

Wash away my sins.

A post shared by Blair Williams (@godblessblair) on

Sinner

A post shared by Blair Williams (@godblessblair) on

Todo comenzó cuando la ex maestra participó en el programa de televisión “Factor Sex”, en donde los participantes competían en una serie de pruebas relacionadas a tener sexo frente a una pantalla, con el propósito de convertirse en estrellas del cine para adultos. Tras una larga temporada, Williams fue la flamante ganadora del show, ganando más de un millón de dólares, lo que la impulsó a renunciar a su antiguo trabajo y dejar atrás su vida de maestra cristiana. 

“Algunas estrellas porno también van al cielo”.

Show me where you fit. #Retrograde

A post shared by Blair Williams (@godblessblair) on

WOOSAH @julianbrooks

A post shared by Blair Williams (@godblessblair) on